Avisar de contenido inadecuado

“La UCLA no vende cupo, no se deje estafar”

{
}

 

 

Cuando apenas empieza el registro de estudiantes del último año de Educación Media en el Sistema Nacional de Ingreso (SIN), el director de Admisión y Control de Estudios de la Universidad Centroccidental Lisandro Alvarado (UCLA), Edgar Rodríguez, expresó enfáticamente que en esa casa de estudios no venden cupos. Ha habido denuncias, pero ninguna en Fiscalía. “Exhortamos a las personas a no dejarse estafar”.

La oferta de la UClA es de 22 carreras, incluidas dos de TSU. “Todo es auditado, es imposible vender cupos porque no tenemos”; a su vez explica que 90% de las asignaciones corresponde a la Oficina de Planificación del Sistema Universitario (OPSU) y 10% a la universidad;  este último se distribuye entre personas con discapacidad, pueblos indígenas; cultura, deporte, y mérito científico a los que les corresponde 3%.  Además, existe el acta convenio con trabajadores de la universidad que les garantiza un cupo.  La recepción de documentos será del 8 al 10 de enero.  

Ingreso rural
En atención a la formación en distintos sectores, se hizo un esfuerzo, y   se creó la figura denominada  Ingreso Rural, con el fin de ofrecer oportunidad a estudiantes del medio rural y, por esa vía, se otorgan  90 cupos. En ese sentido, desde hace dos meses esperan que la Zona Educativa les envíe la lista de liceos ubicados en el área. 

Piense antes
El director de Admisión recomienda pensar antes de rellenar la planilla. Son seis opciones; muchos bachilleres pierden la oportunidad por no hacerlo correctamente. Recomendó que  el estudiante no debe incluir las seis opciones en una sola universidad, sino en casas de estudios distintas y, además, tomar en cuenta el resultado de la Prueba Nacional de Exploración Vocacional (PNEV).

Asimismo les recordó que la OPSU, en sus pautas,  no prevé el cambio de carreras,  ni de universidad,  luego de publicadas las listas de  asignados y las de cola. El SIN ofrece un período de modificación de datos  durante el cual puede hacer el cambio. Este proceso culmina el 10 de febrero  y ofrece una lista preliminar en mayo, que permite que haga cambios si no le conviene.

Insiste en evitar los rellenos inútiles para no perder opciones, por ejemplo, marcar una universiad paga. Si el estudiante no está claro  puede revisar el libro electrónico de oportunidad de estudios en la misma página de la OPSU y estar consciente del índice acumulado y que esté acorde con la carrera que quieren estudiar.


{
}
{
}

Deja tu comentario “La UCLA no vende cupo, no se deje estafar”

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre